Nueva educación pública. Nueva competencia (primera parte)

12 Marzo 2018   979   Opinión   Ricardo Retamal Ortiz
Columnista Diario El Centro
Ricardo Retamal Ortiz

Abogado Magíster de la UC

Asumen nuevas autoridades y de seguro cambiarán los énfasis de las políticas públicas. En lo que nos concierne, deberemos estar atentos a la implementación de la reforma escolar, en colegios públicos y privados subvencionados.
En los primeros, los servicios locales de educación de Barrancas en la Región Metropolitana, y Puerto Cordillera en la Cuarta Región ya se encuentran funcionando y sus autoridades están ejecutando las directrices de la Dirección de Educación Pública, dependiente del Ministerio de Educación.
De seguro, la mayor visibilidad de estos nuevos servicios locales estará dada por el traspaso del personal desde las municipalidades o corporaciones municipales que prestaban el servicio educacional, como ya ha quedado en evidencia por las deudas de arrastre de profesores en el municipio de Lo Prado. Fue este mismo conflicto el que permitió conocer en la opinión pública la voz del nuevo director de un servicio local, quien priorizó asegurar, frente al paro de profesores, la continuidad de las clases: Pero, acto seguido, se preocupó de instalar comunicacionalmente los objetivos de este nuevo sistema de administración de la educación pública: aumentar la matrícula atendida en el territorio correspondiente al servicio local de Barrancas y mejorar progresivamente la calidad del servicio prestado, tanto en la ejecución curricular como en las actividades extraescolares disponibles como oferta atractiva para los estudiantes y sus familias.
De esta manera, empieza en ambos territorios un esfuerzo institucional desde el Estado por atraer alumnos hacia los proyectos de educación pública, que considera evidentemente recursos en el presupuesto fiscal. Cabe considerar en esta perspectiva la ostensible mejoría de los sueldos de la carrera docente, exclusiva del sector público.
Estos recursos fiscales frescos serán administrados por una nueva estructura orgánica profesional, proyectada desde la ley como una instancia de planificación y seguimiento en la consecución de estos objetivos de la Nueva Educación Pública. Y algo relevante: Los dineros del erario nacional ya no se perderán en consignaciones judiciales para evitar arrestos de alcaldes por deudas previsionales.