Domingo, 23 de Septiembre de 2018
Indicadores económicos UF: Dólar: Euro:

Calidad del aire

Cielos Nubosos

Opinión

Sala Cuna Universal

Ervin Castillo A.

Fundación Talca

Este miércoles y con la firma del Presidente de la República, Sebastián Piñera, fue presentado el proyecto de ley de sala cuna universal para su tramitación en el Poder Legislativo, en lo que constituye un paso histórico en la protección y búsqueda de la equidad entre hombres y mujeres.
Lo anterior, fundado en una lógica de entendimiento y colaboración entre ambos sexos, y no en una secuencia de permanente fricción como algunos han intentado desplegar en la agenda que busca equilibrar las relaciones de desigualdad en que se encuentran las mujeres de nuestro país.
El proyecto de ley se hace cargo de incluir tanto a trabajadores del mundo dependiente como independiente, intentando aplacar una de las grandes barreras que tienen las mujeres en su ingreso al campo laboral, como lo es el hecho de no contar con una sala cuna para sus hijos.
El proyecto busca modificar la norma vigente que dispone la obligación a las empresas a financiar una sala cuna solo cuando dentro de su establecimiento hayan 20 o más trabajadoras, apuntando a la constitución de un fondo cuyos recursos provengan de una cotización adicional del empleador respecto de todos sus trabajadores.
Así se logran varias cosas; por de pronto, ir terminando con la discriminación histórica en contra de las mujeres, en el sentido de que el costo de mantener a un hijo en una sala cuna deje de recaer con exclusividad en las jefas de hogar pasando a ser compartida por todos, al mismo tiempo que se avanza sustancialmente en la disminución de los costos adicionales asociados a la contratación de mujeres, garantizando la igualdad de oportunidades para todas.
Todo esto se enmarca en una concepción que busca poner a la familia en el corazón de las preocupaciones, logrando dotar de condiciones para hacer frente a la crisis que ésta atraviesa hoy en Chile, y que responde a un fenómeno de carácter mundial.
Finalmente, valorar que el proyecto se enmarca en el concepto de “los niños primeros en la fila”, el que puede verse complementado con acciones que también hemos conocido durante los últimos días, como la decisión del Presidente de cerrar instituciones y recintos en donde el Estado de Chile ha vulnerado y violado de manera sistemática los derechos fundamentales de niños y adolescentes. Decisión, la anterior, por cierto necesaria para comenzar a paliar la severa e inhumana crisis que atraviesa la infancia en el país.
Un buen paso, que esperemos, tenga un final feliz.

Volver a opinión

Comentarios