Lunes, 12 de Noviembre de 2018
Indicadores económicos UF: Dólar: Euro:

Calidad del aire

Intervalos nubosos con lluvia debil

Opinión

Unión y fraternidad

Juan Carlos Díaz Avendaño

Administrador de la Municipalidad de Talca Director ejecutivo del programa Junto a Ti

Hay pocas fechas en el año en las cuales podemos encontrarnos con nuestras familias, disfrutar de nuestros amigos y tener un momento de absoluta tranquilad. Creo que esta es una de ellas: el fin de semana santo, el tiempo perfecto para meditar y recordar que hace ya más de dos mil años un hombre llamado Jesús dio la vida por nosotros.

Independiente del credo religioso de cada persona -pues respeto profundamente todas las  creencias, opiniones y estilos de vida- estoy seguro de que a los talquinos les encantaría que durante todo el año existiera la unión, la armonía y, por sobre todo, que la gente mirara y ayudara a quien necesita de una mano amiga, sin hacer diferencia.

Los invito reflexionar, a pensar en una sociedad mejor en donde todos los actores sociales nos unamos por tener una mejor ciudad, con gente más feliz, contenta y comprometida con quienes necesitan de nosotros. Esa la única forma de tener una sociedad más justa, independiente del color político, la nacionalidad y la religión, lo importante es la unión y la fraternidad.

Lamentablemente, para algunas personas, la Semana Santa se ha convertido en una fecha en la cual el consumismo se apodera de ellos, pues los pescados y mariscos suben de precio y la gente compra estos productos en masa para hacer banquetes, ese no es el verdadero sentido. La idea de no comer carne nace como un momento de austeridad, de no vivir en la abundancia y de aprovechar el momento al máximo para meditar y estar en tranquilidad con la familia, ese es el real significado.

Espero de todo corazón que el amor reine en sus hogares, que si han tenido una semana difícil y las cosas no han resultado bien, sea el momento indicado para encontrarse con el Señor, tener un momento de paz y, lo más importante, aprovechar al máximo a sus familias y no olvidarse de que siempre hay alguien que necesita de nosotros.

¡Un fuerte abrazo a todos y feliz fin de semana santo!

Volver a opinión

Comentarios