Tribunal Oral de Talca absolvió ayer a Claudio Rodríguez Morales

Vuelco judicial en caso de profesor de inglés acusado por abusos sexuales

Dictamen fue de carácter unánime entre las tres juezas que integraron la primera sala. Parte acusadora no descartó recurso de nulidad

31 Enero 2018   11982   Policial   Diario El Centro
Vuelco judicial en caso de profesor de inglés acusado por abusos sexuales

TALCA.- En veredicto unánime, las tres juezas que integraron la primera sala del Tribunal de Juicio Oral en lo Penal de Talca decidieron ayer absolver al imputado, Claudio Rodríguez Morales, quien fue llevado a juicio por la fiscalía y la parte querellante como presunto responsable de tres delitos de abuso sexual.
Las denunciantes cursaban cuarto año básico en un colegio donde el imputado impartió clases de inglés durante el año 2016. Fueron los apoderados de dos niñas quienes acudieron ante la dirección del recinto educacional y luego, realizaron denuncias a la Brigada Investigadora de Delitos Sexuales de la PDI de Talca.
Así, por orden de la fiscalía, se dispuso que las menores fueran objeto de un peritaje de credibilidad en el Centro de Atención a Víctimas de Atentados Sexuales (Cavas) de la PDI de Concepción, donde se validaron sus testimonios. Pero al juicio solo acudieron dos de las tres denunciantes.

PUERTAS ABIERTAS
Con estos antecedentes, la fiscalía primero formalizó la investigación contra Rodríguez Morales y luego, presentó acusación, exigiendo 10 años de cárcel por dos delitos consumados y un tercero en grado de tentado, todos reiterados. La parte querellante sumó una demanda de 50 millones de pesos como indemnización por daño moral.
El jueves de la semana pasada comenzó el juicio oral, encabezado por las juezas María Isabel González, Cecilia Díaz y María Elena Baeza. Fueron ellas quienes ayer dieron a conocer el veredicto que absolvió al imputado de la acusació y la demanda civil.
El dictamen señala que “los hechos descritos -en opinión de estas juezas- no permiten configurar el delito de abuso sexual, por cuanto las acciones desplegadas por el acusado no pueden ser consideradas como de índole sexual, pues carecen de la significación requerida, toda vez que por sí mismos no constituyen inequívocamente una expresión abusiva”.
El veredicto agrega que tampoco se probaron otras circunstancias contenidas en la acusación -como que supuestamente habrían ocurrido frente a todos los estudiantes en horario de clases- y a la vez, deja constancia que las salas siempre estaban con las puertas abiertas, con visión desde un pasillo y desde otras salas aledañas.

REACCIONES
Una vez conocida la sentencia, el fiscal de Curicó, Andrés Gaete, quien investigó los hechos y llevó adelante el juicio, sostuvo que “vamos a estudiar los antecedentes y decidir si se va a hacer o no uso de los recursos procesales. El tribunal da por establecido algunos hechos, pero no les otorgar connotación”.
Por su parte, el abogado querellante, Ulises Gómez, comentó que “me quedo tranquilo de que, por lo menos, hay un reconocimiento de que parte importante de los hechos habrían ocurrido. Sin embargo, lo que se va a discutir es el carácter que tendrían y la convicción del tribunal. Eso es lo que tenemos que analizar para ver los pasos a seguir”.
En tanto, Mauricio González, defensor particular, explicó que “el tribunal no dio por acreditado ninguno de los hechos contenidos en la acusación. Solo se dio por acreditado que, en alguna ocasión, el profesor habría tomado por la espalda y la cintura a una de las niñas; y a otra le habría tocado una pierna”.
“Esos hechos no tienen absolutamente ninguna connotación sexual. Mi representado estuvo un año con medidas cautelares, primero en la cárcel y luego, con arresto en su domicilio. Después tuvo un trabajo que le duró dos días, como consecuencia de este mismo caso y a la fecha, se encuentra cesante”, añadió.
En la defensa particular del acusado participó también el abogado Iván Gómez. Un dato anexo es que el caso criminal fue investigado por un fiscal de Curicó debido a que el acusado -y ahora absuelto- es hermano de un fiscal de Talca.

Hernán Espinoza