Chile apuesta en Cannes por una oferta renovada

14 Mayo 2018   315   Cine   Diario El Centro

CANNES.- Impulsado por el Oscar a la mejor película extranjera por “Una mujer fantástica” como ejemplo del buen momento que atraviesa el cine de Chile, el país ha llegado a Cannes con una completa oferta de su cinematografía para consolidar con financiación y distribución sus nuevos proyectos.
“Este año es el año del descubrimiento. Chile destaca por la cantidad de nuevos directores”, explica a EFE Constanza Arena, directora de CinemaChile, el organismo público-privado encargado de la promoción de su industria.
Nombres como Felipe Gálvez, cuyo corto, “Rapaz”, es el único latino en la Semana de la Crítica, sección paralela del certamen; como Diego Céspedes, seleccionado en el programa Cinefundación por “El verano del león eléctrico”, o como Claudia Huaquimilla.
En el mercado celebrado en el marco de la 71 edición del certamen cinematográfico, que se clausura el día 19, la delegación chilena cuenta con unas treinta compañías y más de 60 profesionales.
De esas productoras, siete acuden con el apoyo directo del Consejo del Arte y la Industria Audiovisual: Don Quijote Films, Forastero, Mimbre Producciones, Atómica, Al Tiro Films, Suimanga Films y CyanProds.
“Definitivamente, Chile destaca en la escena internacional y particularmente en la región latinoamericana”, añade Arena, para quien esta coyuntura es fruto de la calidad de sus profesionales y de iniciativas como CinemaChile, “brazo armado” en el extranjero para el sector.
En la sección oficial Una Cierta Mirada, la segunda en importancia del festival, está presente con la película de horror “Muere, monstruo, muere”, coproducción de Argentina, Francia y Chile dirigida por el mendocino Alejandro Fadel.
Y nueve producciones nacionales se están exhibiendo además en diversos espacios del mercado, como el largometraje “Perro bomba”, de Juan Cáceres, que participa en el programa “Guadalajara Goes to Cannes”, o “VRHotel Zentai”, de Leo Medel, integrado en la iniciativa “Trends Presents”.
Pero el catálogo del país contiene en total 125 producciones, entre largometrajes y cortometrajes de ficción y documental, y cuatro proyectos de realidad virtual.
En Cannes se da inicio con ellos a su calendario cinematográfico: “Es el más importante del mundo, donde están todos los productores, donde están literalmente todos los países y donde cualquier agenda de reuniones es muy potente”, añade Arena.
Es el lugar, según Giancarlo Nasi, productor de Quijote Films, que “abre la puerta a todos los mercados”.
La presidenta de Mimbre Producciones, Rocío Romero, que entre otras busca distribución para “El viaje de Monalisa”, de Nicole Costa, apunta que la creación chilena se caracteriza “por su versatilidad y diversidad de historias”.
Otras como Florencia Larrea, socia de Forastero, destacan con “The monster within”, cinta de horror de Rodrigo Susarte, que está en desarrollo.
El cine de género está cada vez más presente, cuenta a EFE la productora, que ve Cannes como un enclave de obligada presencia en el que el país no se ha marcado fronteras porque, concluye Arena, aunque Europa es su principal mercado, su intención es “mundial”. EFE

LOS MAS VISTO