Viernes, Febrero 23, 2024
Viernes, Febrero 23, 2024
ad_andes
ad_andes_m

El drama emocional y social de envejecer en Chile

Carolina Moore Lavín, Coordinadora Regional Fundación Las Rosas, Región del Maule.

Es imposible no comenzar esta inmensa problemática social con una interrogante: ¿Cómo está enfrentando nuestro país el envejecimiento de su población? Últimos estudios arrojan que quienes tienen la mayor tasa de suicidios en el país son los mayores de 60 años y que –como uno de los factores más importantes-, esta triste decisión la toman por el sentimiento de desesperanza y soledad que viven día a día.

Hoy alrededor de 4 millones de personas en Chile son adultos mayores, pero lo más preocupante, es que hacia el 2050 se pronostica que lo será aproximadamente el 18% de la sociedad chilena, es decir más de 7 millones de personas. El mismo estudio revela que los adultos mayores perciben ser una carga para la familia o caen en difíciles momentos anímicos al enterarse que padecen de una enfermedad grave, con la incertidumbre que eso conlleva.

Por ejemplo, se estima que actualmente en el país existen cerca de 200 mil personas en condición Alzheimer, escenario que resulta preocupante, pues a medida que nuestra población envejece, avanza este flagelo, y con él, todas las dificultades que este acarrea. La más evidente: el alto costo y desconocimiento respecto de cómo tratar o ayudar a una persona que lo padece, pero lo que es peor, esas personas muchas veces se encuentran sin nadie más en la vida.

En los Hogares de Fundación Las Rosas se tejen diferentes historias entorno a personas solas, enfermas o incluso abandonadas, muchas veces debido a que sus familias o entorno simplemente no supieron qué hacer ante su compleja condición de salud. De hecho, la primera causa de ingreso a nuestros hogares son adultos mayores vulnerables y postrados, dependientes, de los cuales el 80% de ellos tiene deterioro cognitivo.

¿Qué pasará en las próximas décadas con la cantidad de adultos mayores vulnerables que día a día crece en el país? Chile envejece aceleradamente y año a año más personas ingresan a la tercera edad. ¿Estamos preparados como sociedad para hacer frente a este nuevo escenario? Con bajas pensiones, largas listas de espera en salud y un alto costo de los remedios, el panorama no se vislumbra muy alentador.

Fundación Las Rosas, desde hace 56 años, aparece como una respuesta concreta a esta problemática social. El compromiso de apoyo mensual, asumido por miles de amigos, nos ha permitido mantener la operación de hogares a lo largo de Chile, acogiendo con cuidado y cariño, a más de 2.200 residentes. Sin embargo, la lista de espera se hace cada día más alta, dando cuenta de la urgente necesidad que tenemos de ocuparnos como sociedad y de manera individual de nuestros adultos mayores actuales y futuros.

Envejecer en Chile es un drama emocional y social que muchas veces se torna cruel. No podemos dejar a su suerte a adultos mayores, hombres y mujeres, que en su momento aportaron su granito al desarrollo de nuestro país. Es fundamental que no nos olvidemos de ellos; que podamos apoyarlos a vivir dignamente y partir en paz. Pero esto no depende de unos pocos, sino depende del compromiso que como comunidad debemos asumir. El destino final de miles de adultos mayores en Chile no puede con la crudeza de la desesperanza, la tristeza y la soledad.

ad_whatsapp_canalad_whatsapp_canal
Sigue informándote