El Centro / Opinión

Disminuir índices y prevalencias de consumo de drogas y alcohol

Rolando Fuentes A. | Fecha de Edición: 01-06-2011

 

Disminuir los índices de consumo de drogas y alcohol es la meta propuesta por el Gobierno de Chile, teniendo para ello como carta de navegación la Estrategia Nacional de Drogas y Alcohol 2011 – 2014.
Esta Estrategia Nacional es la primera en el país en abordar de manera conjunta la prevención y rehabilitación del uso de drogas y consumo de riesgo de alcohol. Nace de la convicción de que un país sin drogas y sin consumo problemático de alcohol es un país más sano y que se compromete con el futuro de sus niños y jóvenes.
Plantea metas ambiciosas por parte del Gobierno, enfocadas en la disminución de prevalencias de consumo de drogas ilícitas basadas en la evidencia empírica que han arrojado estudios en población escolar y población general, por lo que los objetivos específicos son: reducción en un 15% la prevalencia anual de consumo de marihuana en población escolar; Disminuir en un 15% la prevalencia anual de consumo de pasta base en población vulnerable y Disminuir en un 10% la prevalencia anual de cocaína en población escolar.
En el ámbito del alcohol las metas son: Reducir en un  15% la prevalencia anual de consumo de alcohol en población escolar; Reducir en un 15% la prevalencia anual de consumo de riesgo de alcohol en la población mayor de 18 años y Reducir en un 20% los accidentes de tránsito vinculados al consumo de alcohol en población general. 
Con especial preocupación por los niños y adolescentes, como asimismo personas que se encuentran en situación de mayor vulnerabilidad, las acciones de la Estrategia 2011 - 2014, se agrupan en dos grandes ejes: prevenir y recuperar.
Para prevenir se apunta a evitar el consumo de drogas ilegales, a aumentar la percepción de riesgo de consumo de drogas y alcohol en toda la población infanto-adolescente, a evitar el consumo de alcohol en menores de 18 años y el consumo de riesgo de alcohol en población adulta.
Para recuperar se debe tratar, rehabilitar e integrar, enseñando, reforzando y reparando aspectos de la vida en sociedad, como la autonomía, autoestima y participación, generando mecanismos y redes que permitan el acceso y permanencia en el empleo, para asegurar una vivienda, y mantener activas las redes sociales, familiares y de protección social.
Los objetivos de la Estrategia Nacional de Drogas y Alcohol abarcan la reducción del nivel de consumo de drogas ilícitas y alcohol y de las principales consecuencias sociales y sanitarias asociadas a éstos. Además de asegurar los niveles más altos de seguridad pública y avanzar en la meta de construir una sociedad de oportunidades, de seguridades y de valores.

 

Compartir en Facebook

0 Comentarios

Haz tu comentario

Para hacer un comentario debes estar previamente registrado y haber iniciado sesión.